martes, 23 de septiembre de 2014

Pancho Colorado y el “SIDA político”


Armando Ortiz
El Hijo Pródigo

Las últimas declaraciones de Pancho Colorado a Ciro Gómez Leyva nos dan a entender que Pancho Colorado, el personaje acusado de lavado de dinero en Texas, quien enfrenta una sentencia de 20 años de cárcel, es la peste; por lo mismo todo lo que toque se apesta. De que otra manera entendemos las declaraciones del empresario veracruzano, quien afirma que Miguel Ángel Yunes Linares le pidió dinero para su campaña a gobernador en 2010. ¿En dónde está el delito? ¿En pedir? Está bien, le pidió dinero, no se lo quiso dar, ¿a quién hay que perseguir?
Sin embargo no es tan simple. Pancho Colorado, con esta declaración se está asumiendo como un sujeto nocivo, ilegal, una especie de enfermedad. Su declaración me recuerda el cinismo de algunos enfermos de SIDA que ponen en las redes sociales el nombre y apellido de las personas con quienes tuvieron sexo sin protección. Haciendo la analogía, quienes tuvieron “sexo político” con Pancho Colorado, quedaron infectados con el “SIDA político” que éste contagia.
Es por ello que si la corte de los Estados Unidos lo llega a encontrar como culpable de lavado de dinero, si llega a demostrar que él era el enlace entre los Zetas y el gobierno de Fidel Herrera, si se descubren sus negocios ilícitos y se comprueba que él es la peste, entonces la cosa se pondría seria. Y es que no es lo mismo pedirle a Dios que pedirle al diablo.
Entonces sí, Miguel Ángel Yunes Linares tendría que dar la cara y comprobar que las afirmaciones de Pancho Colorado son sólo bravatas, pues ya lo dijo el empresario: “Estoy en la cárcel no por pendejo sino por bravo”, y como el perro es bravo, pues tira mordidas hasta a los de casa.
No es la primera vez que relacionan a Pancho Colorado con Yunes Linares. Ya antes Manuel Muñoz Ganem, operador político de Yunes Linares, había sido señalado de viajar en un avión particular del “apestado”. De acuerdo con Reporte Índigo: “En la bitácora de vuelo número 276, de la empresa Aerolíneas Ejecutivas S.A de C.V., quedó registrado el traslado de Muñoz Ganem junto a Pancho Colorado, del aeropuerto internacional Manuel Márquez de León, en la Paz, Baja California, al aeropuerto del puerto de Veracruz”.
Pero no sólo eso, Miguel Ángel apoyó al hermano de Pancho Colorado, Miguel Colorado en su fallida campaña para diputado federal. De modo que no se vale simplemente decir que al señor no lo conocía.
Mientras escribo este artículo aparece en los portales de noticias la carta que Miguel Ángel Yunes Linares manda a Ciro Gómez Leyva. En esta carta Miguel Ángel señala en el tercer punto lo siguiente: “Es obvio entonces que nunca he tenido relación de amistad ni de ningún tipo con Francisco Colorado Cessa y que por tanto nunca lo “invité a comer” ni en mis oficinas ni en ningún lugar. Conozco a su hermano, el Licenciado Miguel Colorado Cessa quien es Notario Público en Poza Rica y -hasta donde estoy enterado- no tiene ningún señalamiento de carácter penal”.
Pancho Colorado es la peste y todo lo que el señor toca se apesta. Lo acusan de lavado de dinero y de ser el contacto de los Zetas con el gobierno de Fidel Herrera. Hoy declara que Miguel Ángel Yunes Linares se acostó políticamente con él, por lo que se le debe considerar un infectado del “SIDA político” que contagia. Pero mañana quizá amanezca de otro humor y entonces ponga a otro fornicario en su lista. Yo mejor le pediría que se callara, porque bravo como es, donde escupe, se hace un hoyo.

aortiz52@hotmail.com
Publicar un comentario