domingo, 19 de enero de 2014

Denisse, Érika, Elizabeth

Brenda Caballero
Números Rojos

Se podía decir que era una tarde clásica jalapeña, sin embargo, hacía más frío de lo normal.
La cita era en el Museo de Antropología. Se presentaría el libro “El Municipio Veracruzano. Teoría, Historia y Marco Jurídico”, escrito por Denisse de los Ángeles Uribe Obregón, actual presidenta de la Fundación Colosio en Veracruz.
Temblando de frío, subí las escaleras, mas el lleno total hizo que entrara en calor. Aunque no había lugar para sentarse, sí donde pararse. A lo lejos vi a José Julio Espinoza Morales, experto en café, por lo que tras un saludo, compartí con él un pedazo de piso.
Mientras esperábamos que comenzara el evento, platicábamos de Reformas, especialmente de la que él esperaba con ansias: la del campo.
Para aminorar la espera y hacer más cálido el clima, no faltaron los saludos, besos y abrazos entre los presentes y entre los invitados especiales.
Entre los asistentes no podía faltar el decano de los políticos y ejemplo de la política veracruzana: Don Carlos Brito Gómez, así como Harry Jackson, Alicia González Cerecedo, Raúl Ramos Vicarte, la diputada Minerva Salcedo Baca, Jorge Moreno Salinas, Armida Ramírez Corral, José Luis Santiago López, Nohemí Brito Gómez (recién estrenada en el Ayuntamiento Xalapeño), en representación de Américo Zúñiga.
Más discretos al fondo del salón, Fernando Vázquez Rigada y gente del senador Héctor Yunes Landa, que iban a echarle porras a la autora del libro, Denisse Uribe.
Los minutos pasaban, aunque no sentí tan larga la espera al ver las fotos del hijo de Claudio Azuara, “tiene cinco años y dicen que se parece a mí”, decía el orgulloso papá.
Por fin, llegaba el presidente de la Fundación Colosio Nacional, Adrián Gallardo (personaje que trabajó con Luis Donaldo Colosio), quien compartió el presídium con la presidenta del PRI estatal y escritora del prólogo del libro, Érika Ayala, a quien le echó bastantes porras por los logros obtenidos y las espléndidas cuentas entregadas en Veracruz durante su corto mandato; asimismo, felicitó a Denisse Uribe Obregón por su iniciativa y tareas al frente de la Fundación Colosio.
Aunque todos pudiéramos pensar que es un libro netamente priísta, en realidad no lo es; incluso, las autoras del libro y prólogo iban elegantemente vestidas para la ocasión en negro y blanco, sin portar el clásico rojo.
El libro “El Municipio Veracruzano. Teoría, Historia y Marco Jurídico” es el primero de la serie de varios libros que se publicarán posteriormente y trata de manera sintetizada, clara y didáctica el origen y la trascendencia que tiene el municipio dentro de un sistema federal como el mexicano, abarcando aspectos como el histórico, jurídico y de las finanzas.
Dentro de los comentarios de Adrián Gallardo acerca del libro, destaca el que las constituciones federalistas no fueron las que hicieron referencia al gobierno municipal, sino las centralistas; asimismo, enfatiza que “las conquistas no se dan una vez y para siempre”, ya que se pueden perder.
Enmarcó el hecho de que el municipio es la parte más cercana a la gente y por lo tanto está más sometido a la presión social, complicándose más cuando no hay recursos. Aunque no se debe olvidar el hecho de que aplicar la gobernanza es anteponer el aspecto social y el interés público sobre los intereses de partidos o de grupos, concluyendo que en la nueva generación de políticos es más importante saber escuchar que hablar, establecer compromisos y no sólo hacer promesas.
Érika Ayala no comentó tanto el libro como la situación actual en Veracruz, donde se está dando espacio para que las mujeres puedan estar al frente y demostrar sus capacidades y expresó: “muchas vercaruzanas que aún no han llegado, pero llegarán, porque se tiene más futuro que pasado y por las reformas implementadas por el presidente y el gobernador”.
Tocó el turno a la autora Denisse, quien mencionaba que hace más de una década que en la Fundación no se había hecho un programa editorial de manera continua, recalcando que es legado para cualquier persona que tenga el gusto y las ganas de comentar todo lo que se plasma en el libro, no sólo a los del PRI.
Después de la presentación, venía la cena, y aunque moría de hambre, esperamos varios minutos más a que llegara otra mujer: Elizabeth Morales, quien ya se encuentra en campaña para suceder a Érika Ayala y como ella misma dice, ser la primera mujer votada en el estado y en el país junto con Sinaloa, para el Comité Directivo Estatal del Tricolor.
Después de saludar a todos los presentes de mano, le tocó turno a su discurso donde aclaró: “A mí díganme qué hay que hacer y yo lo hago con mucho gusto”, después de echarse una historia muy singular que también platicaba en la CNOP: la historia de la semilla que comparaba con las reformas de Enrique Peña... Si se siembra una semilla, no se ven inmediatamente los resultados, sino que se abre un surco en la tierra, se siembra la semilla y se cierra la tierra; y si alguien pasa por allí, diría que en ese campo no hay nada, sólo se ve tierra; sin embargo, bajo esa tierra, hay una semilla sembrada y si esa semilla se cuida, se riega, se cuida, abona y fortalece, para que después se convierta en un pequeño arbolito, después en un árbol que dé frutos, así son las Reformas Estructurales.
El libro de Denisse, el comentario de Erika Ayala y la historia de la semilla de Elizabeth, demuestran que algo está pasando en Veracruz: Está iniciando la etapa de las mujeres, así lo comprobé esa noche de mujeres.

Email: caballero_brenda@hotmail.com
Publicar un comentario