martes, 25 de febrero de 2014

La quema del mal humor

Salvador Muñoz
Los Políticos

No sé los jarochos qué piensen, pero la decisión del alcalde Ramón Poo Gil se me hizo tibia, con atole en las venas, sin la algarabía jarocha… llevar a la hoguera al Bullying en la ceremonia de la quema del mal humor en lo que fue el inicio de la fiesta veracruzana pomposamente llamada “la más alegre del mundo”, como que deja mucho que desear.
Si bien el bullying es un serio problema, se supone que esta fiesta es para olvidarse de los problemas ¡y divertirse!
En serio… creo que los porteños todavía recuerdan hace un año cuando salieron las autoridades con su batea de babas a quemar al terrorífico “Coque”... sí, uno inmiscuido en la política, hubiera cruzado los dedos porque fuera un Jorge Carvallo, Jorge Uscanga o ya de perdis, un Jorge Kahwagi o Jorge Emilio González, el niño verde, ¡pero no! era el combustible almacenado en el puerto que a los vecinos ocasiona diversos malestares.
En el 2012 todavía se vieron más mamilas nuestras autoridades municipales con la quema de la tristeza… ¡me llevaba la tristeza! y en el 2011, salen con su “Karl”... todavía hubiera sido Karl Salinas de Gortari o Karl Slim… ¡pero no! En el 2008, 2009 y 2010 se la jalaron con los terribles pecados capitales (pinches mochos), la crisis (palabra que re-puso de moda Tío Fide con eso de que era una oportunidad) y el Virus de la Influenza (que fue lo más rescatable).
Pero ninguno de estos tiene comparación con Tiziano Ferro (2007) y la Mata-viejitas (2006)... por ahí, años más atrás se quemó a Osama Bin Laden, Saddam Hussein, Gloria Trevi, Sergio Andrade y hasta al mismísimo Salinas de Gortari...
¡Y ahora nos salen con “el Bullying”! ¡Pinche Ramón! habiendo tanto candidato a la hoguera nos sale con el Bullying…
Pero para que vaya pensando ahí le van unas propuestas para el año que viene:

* ¡Quemen al Diputado “levanta dedos”! Ya si no se quiere comprometer con ninguno, nomás que sea “el Diputado” y cada quién que le ponga el nombre que quiera, pero eso sí, se garantiza que un gran grueso de la población odia a los diputados “levanta dedos”...

* ¡Quemen a Gándara! Aprovechando que estamos en la vena legislativa, duro contra el diputado por Poza Rica que fue agarrado “in fraganti” haciendo la mona en sesión legislativa… ¡quién no lo odió!

* ¡Quemen al Gorgojo! Sí, ese bichito que sale en los frijoles de las despensas que luego por allí entregan algunos diputados del PRI… si el Gorgojo se parece a Cuauhtémoc Pola, eso no implica que sea él… recuerden que también Tonatiuh se parece a Temo…

* ¡Quemen a Peperra! Esta es una propuesta de la militancia priista que tiene que aguantar que un advenedizo político, no sólo les quite una “Pluri” sino que ahora ¡hasta una delegación!

* ¡Quemen a Pepín Ruiz! Bueno, más “quemado” no puede estar este hijo del fidelato que dejó en bancarrota al SAS y todavía antes de salir se los llevó al baile a los ayuntamientos cobrando por “adela” el pago anual del agua…

* ¡Quemen a Bermúdez! Esta es una propuesta compartida entre los “pinches medios” y los familiares de los desaparecidos ante la falta de seguridad en unos y el exceso de seguridad en otros, comúnmente llamado “un chingo de escoltas”...

* ¡Quemen a Gina! Lo siento Domínguez Colio, pero la raza de los medios demanda llevarte a la hoguera de té verde, digo, leña verde…

* ¡Quemen a Peña Nieto! Sin lugar a dudas ésa sería la quema de humor ideal para cualquier mexicano que se siente el bolsillo todos los días y se queda con el pinche antojo de comprarse un refresco bajo riesgo de tener que regresar a su casa caminando…

¡Ya ves Ramón Poo que lo que nos sobran son propuestas pero es evidente que no estuviste en el desayuno con el Gober del pasado lunes, porque de ser así, ¡hubieras alcanzado huevos! ¡Y que siga la fiesta!
Publicar un comentario