jueves, 10 de julio de 2014

En capilla, 8 ex alcaldes

Luis Alberto Romero
Hora Cero

El tema de las observaciones del Órgano de Fiscalización Superior de Veracruz por presuntas irregularidades que fueron detectadas a la cuenta pública de 2012 en 38 ayuntamientos, la Secretaría de Comunicaciones y el Fideicomiso del Túnel Sumergido de Coatzacoalcos comenzó a trascender desde noviembre del año pasado y estalló a inicios de enero, con la declaración del diputado presidente de la Comisión de Vigilancia en la Legislatura del Estado, Francisco Garrido Sánchez.
Trascendió entonces que el monto del presunto daño patrimonial ascendía a 409 millones 346 mil pesos.
Entre las dependencias con mayores problemas se encontraba la desaparecida Secretaría de Comunicaciones, hoy transformada en Secretaría de Infraestructura y Obras Públicas, que registró observaciones por un monto de 44 millones 606 mil pesos.
Después vino un largo proceso que incluyó audiencias para la presentación de pruebas y alegatos; algunos involucrados aclararon las observaciones; sin embargo, los responsables del Fideicomiso del Túnel Sumergido de Coatzacoalcos no pudieron solventar nada.
En el caso de la Secom, los responsables de la dependencia, entre quienes se encuentra el diputado Raúl Zarrabal, recibieron 17 observaciones; de esas, sólo 2 fueron solventadas en marzo pero quedaron pendientes otras 9 que no pudieron justificar y que representaban un monto de más de 19 millones de pesos.
Luego de ese proceso para desahogar el tema, este jueves 10 de julio se informó que en la lista final de probables responsables del delito de daño patrimonial se encontraban 15 ayuntamientos; de ellos, sólo 8 no pudieron solventar las observaciones ni reintegraron el dinero; 7 ex alcaldes más fueron liberados de responsabilidad, al igual quienes se encontraban al frente del Fideicomiso del Puente Coatzacoalcos I y del Tecnológico de Álamo.
El miércoles 9 de julio, el Orfis presentó 10 denuncias penales ante la Procuraduría de Justicia del Estado por el daño patrimonial; el monto supera los 285 millones de pesos y en esa acusación estarían involucrados 8 ex presidentes municipales, así como los responsables del Fideicomiso del Túnel Sumergido de Coatzacoalcos y de la Comisión del Agua de Ciudad Mendoza.
Los ex alcaldes y ex funcionarios de Xico, Fortín de las Flores, Alvarado, Castillo de Teayo, Chacaltianguis, Cuitláhuac, Mecatlán y Vega de Alatorre podrían tener contados sus días de libertad y convertirse en los próximos inquilinos de Pacho Viejo, en el caso de que las denuncias se conviertan en órdenes de aprehensión; se trata de ex representantes de ayuntamientos pequeños y con bajo presupuesto.
De todos los involucrados, el mayor escándalo, sin duda, se concentra en el Túnel Sumergido de Coatzacoalcos, donde el Orfis señaló 11 observaciones financieras y un presunto daño patrimonial de más de 225 millones de pesos; 18 recomendaciones técnicas y un probable desfalco de 7 millones más.
En contraparte, entre quienes fueron exonerados destaca el ex secretario de comunicaciones, Raúl Zarrabal Ferat; primero, por lo cuantioso de las observaciones; segundo, por el fuero que le protege por ser diputado local; y tercero, sobre todo, por cubrir más de 19 millones 400 mil pesos, que representan el monto de las irregularidades que no había comprobado. @luisromero85
Publicar un comentario