viernes, 14 de marzo de 2014

No escoger sucesor aliado, error que se paga

Mónica Camarena Crespo
Parque Juárez

Tal vez la primera equivocación de Marcelo Ebrard fue no haber construido una buena candidatura que lo sucediera con un verdadero aliado, pues Miguel Ángel Mancera a partir de lograr el triunfo en el Distrito Federal busco a toda costa marcar la sana separación política del que había sido su jefe.
Ebrard supo que las cosas no saldrían bien, seguramente cuando Mancera nombra como Director del Sistema Metro a Joel Ortega, abiertamente enemigo de Marcelo pues este lo ceso con el escandalo del News Divine.
Pero más allá de lo mal que le salió a Marcelo Ebrard la sucesión, que tal vez le hubiese beneficiado más dejar la estafeta en manos de otro partido para su futuro seguro, es en este momento cuando se desata este escandalo de la línea 12 del metro, la llamada línea dorada, cuando el ex compañero en tiempos priistas de Manuel Camacho, anda en la búsqueda de la dirigencia nacional del PRD.
Ebrard puede caer políticamente eso queda claro y de su responsabilidad en la construcción de la línea 12, compartirá créditos con las poderosas empresas que hicieron –por cierto- muy mal su trabajo.
Se trata de otro escandalo nacional que políticamente va a capitalizar el PRI de Enrique Peña. De hecho podría marcar la carrera para recuperar el gobierno de la Ciudad de México y así dar fin a sexenios perredistas que hoy empiezan a indigestar.
Mancera el Jefe de Gobierno, parecería manejarse muy bien con el actual gobierno federal; parecería que no quiere enemistarse ni hacerle comparsa a sus amigos perredistas. Parecería, que Mancera va a dejar que caiga quien caiga mientras el siga avante en su periodo en el Distrito Federal, que tanto dividendos le puede dejar para asegurar su futuro y el de sus hijos.
El PRD entrara en nueva fase, los detractores de Marcelo Ebrard deben brincar de gusto, sus competidores por la dirigencia nacional hoy ya deben tener otras cifras muy diferentes para ganar. Habrá que ver cuales son las cartas de Marcelo Ebrard a quien no se le puede negar inteligencia, para intentar salir de este atolladero que le puede ocasionar su muerte política.
Ágora
Las campañas anticipadas avanzan en las redes sociales; este poderoso medio de la internet ha logrado que algunas figuras con fuertes aspiraciones políticas se muevan todo el día, todos los días.
Sin tener que rendir cuentas, sin ser fiscalizable, las redes sociales podrían ser un factor decisivo sobre todo entre jóvenes y mujeres.
Ágora II
El desempleo entre jóvenes es preocupante, cientos y miles están en riesgo pues no encuentran oportunidades productivas; las políticas publicas en todos los niveles deberían atacar más este grave problema que apunta a agudizarse.

Ágora III
Con algunos cambios, muchos apostaron a que habrían cambios lógicos, sobre todo en el mejoramiento de algunos programas y acciones, pero no, por algunas áreas, todo sigue igual, sino es que peor.
@monicamarena
Publicar un comentario